Cirugía de nariz

Rinoplastia

Cambia y perfecciona

En qué consiste:

La rinoplastia es hoy en día una de las cirugías estéticas más comunes para mejorar la forma o el tamaño de la nariz, reducir la abertura de las fosas nasales así como modificar el dorso nasal.

Sin embargo, la rinoplastia también cumple con objetivos funcionales importantes, por ejemplo, cuando se trata de corregir desviaciones del tabique septal que impiden respirar adecuadamente, entre otro casos.

Cómo se realiza:

Se realiza con anestesia general, lo que modifica es el tamaño y la forma de tus cartílagos, además de aumentar o quitar parte de los huesos de la nariz en caso de que esto sea requerido.

La recuperación es de una a tres semanas, pero los resultados definitivos se ven hasta los 12 meses.

La rinoplastia puede estar indicada para ti, si:
  • Tu nariz aparenta ser más grande o más pequeña para tu cara
  • El dorso de tu nariz tiene un abultamiento cuando la ves de perfil
  • Tu nariz se ve muy ancha o muy angosta vista de frente
  • La punta está caída
  • Tienes la nariz desviada o asimétrica
  • Presentas buena salud y expectativas realistas
Recomendaciones:

Deberás considerar un reposo relativo durante la primera semana. Es posible que sientas algunas molestias debido a la férula o parche nasal, mismos que serán retirados 5 o 6 días después de la operación.