Aumento de glúteo

Cirugía de glúteo

El cambio que siempre has deseado

En qué consiste:

El aumento en el tamaño de los glúteos se puede lograr a través de la inyección de grasa o utilizando implantes.

La forma de lucir un trasero más hermoso y natural es cuando se inyecta tu propia grasa obtenida del abdomen, caderas, cintura o espalda, por medio de otro procedimiento conocido como liposucción, con éste la posibilidad de rechazo o de reacciones alérgicas es nula.

Si prefieres utilizar implantes, necesitarás solamente una cirugía, evitando la liposucción.

Cómo se realiza:

La técnica de inyección de grasa para aumentar los glúteos consiste en aspirar grasa de alguna parte del cuerpo para, posteriormente, inyectarla a través de pequeñas incisiones en las zonas de los glúteos que se desea modelar.

En aquellos casos en los que no se cuenta con exceso de grasa corporal se opta por los implantes o prótesis de silicón.

Los dos procedimientos se realizan de manera ambulatoria; requieren de anestesia local y sedación o bloqueo epidural, pueden tardar aproximadamente tres horas.

La cirugía de glúteo puede estar indicada para ti si:
  • Tus glúteos son pequeños para la forma de tu cuerpo y quieres una figura más balanceada
  • La forma de tus glúteos es aplanada, caída o cuadrada y quisieras más curvas y apariencia más juvenil
  • Tienes piel caída o colgante en los glúteos
  • Presentas buena salud y expectativas realistas
Recomendaciones:

Es importante considerar que el reposo es prioritario en esta cirugía, deberás descansar en casa por lo menos dos semanas, antes de volver a tus actividades normales.